Actividades

De la misma categoría:

No olvides visitar...

¿Cómo solicitar servicios?

En el perfil de cada propuesta de trabajo se encuentra, a pie de página, un formulario de solicitud.

Lista de correo

Apúntate para recibir nuestras noticias por email.

Colabora con nosotros

Si te interesa nuestro proyecto de trabajo, y quieres colaborar con nosotros, haz click aquí.

Enlaces de interés

Algunas imágenes

 

Ermita de Santa María de Melque. Desde San Martín de Montalbán a Gálvez [Toledo. España]

Actividad organizada por:  Juan José Lara Peral

Objetivo:  


[ Contacto: jjlaraperal@miljardines.es ]


Desde el año 507 hasta el 711, Toledo fue capital del Reino Visigodo, el cual llegó a ocupar buena parte de la Península Ibérica; como los romanos, los visigodos tampoco asentaron sus reales en todo el territorio peninsular: quedaron libres regiones el Noroeste y del Norte, debido a factores como la particular orografía del terreno y la personalidad e idiosincracia de las gentes que habitaban esos territorios, amén de las de otros pueblos invasores que se intercalaron entre romanos y visigodos.

Sea como fuere, durante cerca de dos siglos se entremezclaron las culturas hispanorromana y visigoda -cristianas-, cuyos frutos fueron, entre otros, el denominado Arte Visigótico, de fuerte influencia en lo que luego sería Arte Románico; de hecho, podríamos afirmar que constituyó uno de sus "pilares".


Cuando en el 711 los musulmanes árabes y bereberes penetraron en la Península Ibérica, se disolvió el Reino Visigodo; la inmensa mayoría de los cristianos hispanorromanos y visigodos continuaron viviendo en sus tierras, pero ahora bajo el dominio musulmán.
En los territorios ocupados -tampoco los musulmanes invadieron toda la Península Ibérica-, los cristianos permanecieron fieles a su cultura: lengua, ritos, costumbres populares, etc., en parte porque los musulmanes no pusieron objeción a sus tradiciones y rituales mientras pagasen ciertas sumas de dinero, todo hay que decirlo.

Durante cerca de ocho siglos, la coexistencia de cristianos y musulmanes dio lugar a desencuentros y guerras o a encuentros y colaboraciones; "momentos históricos" todos ellos salpicados bien de desconfianza o de acercamiento, bien de lealtad o de traición.

Entre tantos avatares, lo que aquí nos interesa es el conjunto de influencias mutuas -entre cristianos y musulmanes- y particularmente la vida y costumbres de quienes no profesaban el Islam y quedaron en territorios bajo dominio musulmán.
Dicho de otro modo, de la Cultura Mozárabe, que también dejará su huella, posteriormente, en las manifestaciones de Arte Románico de buena parte de la Península Ibérica.


Nosotros, vamos a hacer una senda por la comarca cerealista de La Sagra-Torrijos, desde a Gálvez hasta San Martín de Montalbán. Es una extensa planicie donde encontramos un conjunto arquitectónico que despierta la curiosidad del caminante.
Es algo turbador por inesperado, sí.
Como si de un ónfalo se tratara, impoluta, audaz, apacible, tenaz, tan majestuosa como humilde... Varada en el Tiempo, perseverante y locuaz -por los símbolos y señales que contiene-, se encuentra la iglesia visigótico-mozárabe de Santa María de Melque.


Como complemento a esta actividad, hemos elaborado un texto que documenta aspectos interesantes sobre la misma.
Para cualquier información al respecto, puedes contactar en la siguiente dirección de correo-e: jjlaraperal@miljardines.es

Relacionada con esta actividad, hay otra propuesta también en la web:
http://www.miljardines.es/index.php?seccion=actividad&id=15


Lugar de realización:   San Matín de Montalbán, Toledo .

Distancia a Madrid:   110 km.

Temporada óptima:   Primavera.

Capacidad máxima:   35 personas.

Duración:   7 h.

Solicitar esta actividad